¡¡¡Hoy no quiero cocinar!!! Pero tengo hambre…

¿Quién no ha pensado esto mil veces? ¿Cuántos días os ha dado pereza prepararos la comida, o no teníais mucho tiempo para hacerlo? Hoy es uno de esos días para mí. Estoy en casa trabajando y fuera hace unos de esos fríos días de otoño. Y no me apetece nada salir a comprar. No  tengo muchas opciones para elegir, pues la nevera y la despensa están en las últimas. Aun así, con lo poco que tengo podré prepararme algo rápido, socorrido y nutritivo.

Me apetece algo calentito. Tengo caldo de pollo en brik (siempre tengo en la despensa pues me saca de muchos apuros con los niños), un bote de garbanzos cocidos (que tampoco faltan en mi despensa) y fideos. ¡Puedo prepararme una sopa caliente con fideos y garbanzos! Es una opción baja en grasas, rica en fibra soluble (de los garbanzos) y con una buena mezcla de hidratos de carbono y proteínas. Cuando mezclamos cereales (fideos) y legumbres (garbanzos) conseguimos un alimento proteico de buena calidad, que puede sustituir a las proteínas animales.

Y de primero me preparo unos cogollos de Tudela con anchoas. Así completo mi comida con una verdura y grasas esenciales omega 3 de las anchoas.

La única pega que tiene este menú es que su alto contenido en sal, por el caldo de Brik y las anchoas, pero yo hago mucho deporte (pierdo mucho sodio por el sudor) y tengo la tensión siempre muy baja, así que me lo puedo permitir. Si no es tu caso, puedes hacerlo con caldo bajo en sal (que los hay) y sustituir las anchoas por unas tiras de pimiento rojo asado o un poco de ventresca baja en sal.

Está claro que lo ideal habría sido prepararme yo el caldo con verduras y pollo, y cocer en ese caldo yo misma los garbanzos, pero a veces, por circunstancias de la vida, eso no es posible. Y por suerte disponemos de estos recursos que nos sacan de más de un apuro. No es ideal para todos los días, pero si podemos hacerlo de vez en cuando, en lugar de comer cualquier otra. ¿Veis lo fácil que es comer sano? Solo es cuestión de organizarse y tener siempre en la despensa algún recurso para estas ocasiones.

Y ahora ¡a comer!

 

Por cierto, disculpadme por las fotos (la fotografía no es mi fuerte…)

 

 

10 comments to ¡¡¡Hoy no quiero cocinar!!! Pero tengo hambre…

  • Pedro

    Una idea sencilla pero rica, nutritiva y sobre todo muy sencilla. Ideal para los que somos perezosos en la cocina pero nos preocupa la alimentación.
    Ana, gracias por este tipo de “trucos”, que nos hacen ver que alimentarse bien no es tan complicado.
    Espero que nos ayudes con nuevas combinaciones sencillas que nos ayuden a tener una dieta sencilla y equilibrada.

  • anamadrono

    De nada Pedro!

  • Elvira

    Puedo ser perezosa, pero mi salud me importa más:

    Caldo de brick: niveles de sal y azúcar por las nubes, sin contar la de químicos que llevan. ¡¡Sanísimo!!

    Garbanzos (de bote, encima): Bueno, según marca puede mejorar o empeorar la cosa, démosle un respiro pero…¿A ese pico de azúcar y, por tanto, de insulina que crea, le sumas otro pico enorme de azúcar? Si encima dijésemos que la pasta alimenta…

    Empezaba con ilusión a leer pero va a ser que no. Y no es por cuestión de carbohidratos, pero tampoco me quiero explayar.

    Suerte con tu blog.

  • anamadrono

    Hola Elvira,

    Lo primero de todo muchas gracias por participar en el blog y enriquecerlo con tu opinión y comentario.

    Está claro que lo mejor es siempre utilizar productos frescos, y realizar nosotros mismos la comida con esos productos frescos. Pero en algunas ocasiones nos pilla el toro. Y aunque normalmente cocinamos (yo voy a la compra a por productos frescos como frutas, verduras, carnes y pescados muy a menudo, más de una vez por semana) nuestras propias comidas, que sabemos que son más sanas, a veces no hemos tenido todo previsto y nos damos cuenta de que tenemos pocas opciones para elegir. Para esas ocasiones recurrir a alimentos precocinados pero sanos, es una buena alternativa. No todos los precocinados son iguales. Los hay de mejor y peor calidad.

    El caldo de brik que yo compro (no quería poner nombres por eso no hacer publicidad, pero lo haré ahora: son Aneto, te dejo el link a su página http://www.caldoaneto.com/caldos_basicos_pollo.php) está hecho con productos naturales, no llevan conservantes, ni colorantes, ni químicos, ni azúcares. Simplemente hacen el caldo, lo envasan y lo pasteurizan. Y lo podemos tener ya preparado para urgencias, cuando no nos ha dado tiempo a prepararlo nosotros mismos. Yo hago mucho deporte y pierdo mucho sodio por el sudor, además tengo la tensión siempre baja, por lo que no necesito reducir mi aporte de sodio en la dieta. En el caso de que así fuera siempre podría elegir una variedad baja en sal, que también las hay. Así que contesto a tu primera objeción: ni sal, ni azúcares ni químicos por las nubes.

    Legumbres: los ingredientes que pone en el bote son: garbanzos, agua, sal y antioxidantes. Cuando cocemos las legumbres en casa usamos prácticamente lo mismo, menos los antioxidantes. Obviamente hay que lavar bien los garbanzos antes de añadirlos al caldo, en cuyo caso el exceso de sal y los antioxidantes (que están en ese líquido que lleva el bote) se van por el fregadero, y podemos tener limpias y listas nuestras legumbres. Y te aseguro que no están nada saladas.

    En cuanto al pico de azúcar que dices que produce esta comida también tengo varios comentarios que hacerte:

    El primero es que no veo el azúcar como ingrediente en ningún punto.

    El segundo es que las legumbres tienen un índice glucémico muy bajo (los garbanzos en concreto 33-35, menos que la mayoría de las frutas). Los fideos lo tienen un poco más alto. Pero si lo tomamos todo junto en una misma comida (recuerda que de primero he tomado cogollos), el índice glucémico de la comida baja (se enlentece la absorción de los azúcares, debido al contenido en líquido, fibra y proteínas).

    Ahora se ha puesto de moda el tema del pico de azúcar, y las subidas de insulina y parece que cualquier alimento que contenga hidratos de carbono es el mismísimo demonio nutricional. Pero las cosas no son tan simples como algunos quieren hacerlo ver. Es cierto que hay ahora toda una corriente en la que se demoniza el consumo de legumbres y de otros hidratos de carbono. Esta corriente viene de Estados Unidos, un país literalmente enfermo por su modo de alimentarse (he vivido allí más de un año, en una familia americana y sé de lo que hablo) y nacen propuestas dietéticas extremistas, pero muchos estudios han demostrado que nuestra Dieta Mediterránea, (que incluye legumbres y cereales, aparte de frutas, verduras, frutos secos, lácteos, pescados y poca carne) es una garantía de salud. Mira en PubMed y verás los cientos de estudios científicos-epidemiológicos que se han publicado. Yo no apoyo el consumo exagerado de cereales ni de pasta que desplacen a otros alimentos fundamentales como fuente de hidratos y nutrientes (frutas, verduras) pero de ahí a demonizarlos hay un punto intermedio. Y apoyo totalmente el consumo de legumbre dos veces por semana.

    Y termino como empecé: lo ideal es preparar siempre una comida con alimentos frescos, pero cuando esto no es posible (por razones del día a día y de la vida misma) creo que la comida que yo he propuesto es una opción más que razonable, en lugar de tomar cualquier cosa que pillemos.

    Gracias de nuevo Elvira por darme la oportunidad de aclarar algunas cosas. Es muy bonito que podamos opinar y tener puntos de vista diferentes.

    Un saludo, Ana.

  • Te quiero agadecer estos comentarios que has hecho referidos a productos tan basicos como son los hidratos de Carbono, las frutas , verduras y el consumo de legumbre dos veces por semana. Todo esto no lo conocemos muchas de las personas que estamos por aquì, te agradezco mucho que nos lo aclares Anamadroño.

  • anamadrono

    Hola Juanra,

    gracias a ti por escribirme. Intento siempre que todo lo que publico os resulte útil.

    Un saludo, Ana.

  • Carolina

    Me identifico mucho con la receta, muchas mujeres no tenemos tiempo para cocinar todos los días y muchas tampoco tenemos ganas (en mi caso soy feliz porque no tengo un tipo que me diga si ya está lista la cena). Muchas gracias por los datos y continúe con su blog. Saludos

  • anamadrono

    Carolina,

    gracias por escribir. Es ciertos que muchas veces no tenemos ganas de cocinar, y eso no quiere decir que tengamos que renunciar a comer sano. Pero yo creo que es importante que el no concinar no sea la norma. Hay que hacer un esfuerzo (hombres y mujeres, no solo nosotras, claro) por volver a recuperar las constumbres y dedicar un tiempo a la alimentación y salud de nuestra familia y de nosotros mismos. Seguiré aportando menús ricos y saludables.

    Un saludo, Ana.

  • Guillermo

    Hola Ana, lo primero felicitarte por tu blog, lo conocí la semana pasada a través de la página de runners, me parece una maravilla!!! y me lo estoy leyendo desde el principio!!!

    Respecto al menú que comentas, me parece completo y equilibrado, sobre todo en esos días que uno no tiene tiempo ni ganas de cocinar!!! en mi caso, yo trato de evitar, en la medida de lo posible, productos procesados, por lo de los conservantes y demás substancias añadidas, preparo caldos caseros, de verdura o carne blanca, que consumo y el sobrante los congelo en envases de medio litro, para días en los que no tenga tiempo, poder usarlos.

    También uso garbanzos congelados, viene pre-cocidos, y en 5 minutos en agua hirviendo están listos, por lo que también son una opción rápida para preparar sopas y potajes!!!

    Pues eso, sólo dar mi opinión sobre lo que yo hago en estos casos, un saludo felicidades por tu trabajo!!!

  • anamadrono

    Hola Guillermo!

    muchas gracias por escribir y por participar en el blog. Me parecen excelentes tus propuestas para tener todo organizado para aquellas ocasiones en las que tenemos un poco de prisa o nos faltan las ganas de cocinar. ¡Las tendré en cuenta para preparar otra entrada!

    Espero seguir “leyéndote por aquí”.

    Un saludo, Ana.

Deja una respuesta

  

  

  

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>